Sunday, September 17, 2006

Venezuela apoya al pueblo de México

Apoyo de Venezuela al pueblo de México
Edgar González Ruiz


Al negarse a reconocer a Felipe Calderón (FECAL) como presidente de México, el mandatario venezolano Hugo Chávez está respaldando el reclamo de millones de mexicanos en protesta permanente por el fraude electoral y las políticas derechistas, unidos en un movimiento popular que el pasado 16 de septiembre proclamó a Andrés Manuel López Obrador (AMLO) presidente legítimo de México.

El hecho responde al conflicto internacional entre la derecha neoliberal y las fuerzas de la izquierda, donde el gobierno mexicano, de signo derechista, se ha alineado con los intereses estadounidenses contra países como Venezuela y Cuba.

De hecho, un elemento importante de la llamada guerra sucia que el PAN desató contra AMLO en las pasadas campañas fue el uso insistente y calumnioso de la figura de Hugo Chávez, así como de consignas mentirosas acerca de la situación prevaleciente en Venezuela.

Además de los spots televisados contra Chávez, la derecha llevó a cabo una intensa campaña difamatoria incluso en el ciberespacio y uno de los episodios que registró la contienda electoral fueron las declaraciones mentirosas de FECAL acerca de Venezuela, en las que afirmaba, por ejemplo, que en ese país se pretendía eliminar la propiedad privada y la enseñanza particular.

A fines de 2005, Vicente Fox, exdirector de la Coca Cola en México y siempre servil hacia Estados Unidos, había provocado un altercado verbal con Chávez a fin de deteriorar las relaciones entre México y Venezuela.

Demasiado prudente en esa ocasión, AMLO optó por defender la investidura presidencial, lo cual fue retomado insidiosamente meses después en plena campaña por medios de comunicación que pregonaron la supuestamente incuestionable "popularidad" de Fox, quien estuvo interviniendo constantemente en el proceso electoral a favor de FECAL.

Mas allá de la coyuntura electoral, una de las líneas del gobierno de Fox fue el apoyo a las corrientes de la ultraderecha internacional, de tal suerte que desde posiciones gubernamentales se llevó a cabo un activismo declarado de signo anticastrista y antichavista, mientras que funcionarios como Ana Teresa Aranda, que era responsable del DIF, dependencia encargada de la familia, sumó esfuerzos con organizaciones extremistas internacionales, como la Fundación Heritage, pro Bush, y ALAFA, de origen venezolano, dedicada a la represión de la sexualidad y promovida en ese país por los millonarios esposos Vollmer.

Desde el PAN, los ataques contra Cuba y Venezuela han sido aún más descarados, con las actividades de personajes como Manuel Espino, presidente de ese partido y vicepresidente de la ODCA, Organización Demócrata Cristiana de América, quien es un furibundo antichavista que ha pregonado la intervención de la derecha mexicana en los próximos comicios en ese país.

De hecho, hubo derechistas mexicanos del PAN, en el fallido referéndum de 2004 con el que se quería revocar el mandato de Chávez.

La acitud de FECAL ante la izquierda latinoamericana es todavía más beligerante, pues proclama que México debe ser un "pais líder" en la región, desde luego para servir a los intereses estadounidenses.

Es necesario, ante ello, la solidaridad de los gobiernos y movimientos latinoamericanos defensores de la justicia social y de las libertades emanadas del estado laico.

1 Comments:

Blogger nagualito said...

Saludos Edgar, lo h estado buscando para entrevistarlo, pero no he tenido la oportunidad de encontrarlo, ojalá pudieramos charlar un poco.

7:06 PM  

Post a Comment

<< Home